Visitar La Laguna en el norte de Tenerife

Presentación de la ciudad:

La ciudad de La Laguna se encuentra al noreste de la isla de Tenerife, en el archipiélago de las Islas Canarias; aunque su nombre completo es San Cristobal de La Laguna también es conocida entre los isleños como La Laguna. Se trata de la segunda ciudad más poblada de la toda la isla, siendo declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1999 al ser una ciudad colonial no amurallada. Dentro de la ciudad se encuentran puntos urbanos muy destacables como el Instituto de Astrofísica de Canarias, la Diócesis de Tenerife, el Hospital Universitario de Canarias, el Aeropuerto de Tenerife Norte, entre otros. También la Universidad de La Laguna, que resultó ser en su día la primera de Canarias, considerando a la misma ciudad un gran foco cultural por la cantidad de estudiantes que la visitaban. El origen de su nombre se debe porque antiguamente había un lago donde se encuentra la ciudad actualmente, para después llamarse de forma oficial “San Cristobal de La Laguna”, al ser el día de dicho santo el 25 julio, día en que se terminó de conquistar la isla por parte de los españoles en el siglo XV.

La Laguna es una ciudad céntrica muy poblada de gente diversa y con facilidades para desplazarse de un sitio a otro, tanto es así que desde un principio puedes llegar al corazón de la misma en tranvía. Este ultimo es un medio que lleva mas de diez años deambulando y conecta los dos focos urbanos del norte de la isla, Santa Cruz de Tenerife y la misma La Laguna. Desde el momento en que te bajas en la última parada, en avenida Trinidad, te das cuenta que es la calle lagunera con más afluencia de personas. Hay que tener en cuenta que es una ciudad en la que confluyen sobre todo estudiantes, como se comentó antes, es un pueblo con mucha cultura y freecuentes eventos artísticos. El hecho de tener la universidad de La Laguna favorece que haya personas de todas partes del mundo, desde estudiantes de otras islas hasta de la península, Europa o incluso de otros continentes. También posee diversos campus, lo que también resulta que haya un ambiente distinto en toda su extensión.

El tranvia conecta La laguna con Santa Cruz de Tenerife.

Si hablamos del centro lagunero es imposible no mencionar todo el casco antiguo de la ciudad, desplegado en calles peatonales por las que se puede caminar y en la que hay variedad de bares y restaurantes, tiendas de ropa, librerías, ventas de discos. Toda una multitud de tiendas. Esta zona diverge en distintas calles, hablamos de la conocida peatonal Herradores cuyo final desemboca en la iglesia de La Concepción, y el principio comienza al acabar lo que sería la Plaza del Adelantado. También de la calle Obispo Rey Redondo, que a medio camino se puede apreciar la gran catedral lagunera, que se construyó a principios del siglo pasado. Se pueden divisar otras calles paralelas como la peatonal San Agustín, no tan transitada como las anteriores al no haber tantas tiendas, sino más centrada en cafeterías. El clima de La Laguna es conocido por ser frío y lluvioso, articulando un microclima. Sin embargo, esa misma característica de microclima la hace ser en ocasiones muy caluroso para después tornar bruscamente a nublarse sin previo aviso.

herradores- concepcion church
Calle pietonal Herradores y la iglesia de La Concepción.

En La Laguna también hay hermosos parques a los que uno puede ir a descansar y llevar a los niños para que jueguen. Desde la misma catedral se puede ir caminando por la calle Juan de Vera, y tras adentrarnos al casco se puede llegar al agradable parque de la Constitución, que también posee una escultura del político y escritor José Martí, cuya madre era tinerfeña. En el mismo hay cómodos bancos y césped en el cual uno puede tumbarse en un cálido día. A su vez, desde ese mismo parque podemos comenzar lo que sería el conocido como Camino Largo, poblado de altas palmeras en ambos lados. Se trata de un lugar idóneo para pasear mientras uno aprecia un atardecer, y también es un camino perfecto para hacer footing o correr. Por la calma y por las vistas que se precian; a la mitad de camino largo, se observa un busto del general uruguayo Artigas (por los paralelismos históricos entre Uruguay y Canarias, ya que el país latinoeamericano fue fundado por isleños), alejándose la ciudad más urbana para llegar a la zona más residencial.

Catedral de San Cristóbal de La Laguna
Catedral de San Cristóbal de La Laguna

Como se comentó antes, hay que destacar la gran cantidad de eventos culturales que oferta la ciudad, desde el Teatro Leal, en el cual hay obras teatrales de distintos ámbitos que son frecuentadas por todo tipo de espectadores, desde entendidos hasta por excursiones escolares. Y también entregas de premios o algún evento en concreto. Tampoco podemos olvidarnos de el Espacio Cultural Aguere, que sobre todo enfatiza en los conciertos de música urbana: rap, reggae o alguna banda de rock alternativo. Teniendo varias salas disponibles y también con la posibilidad de hacer presentaciones de libros y la emisión de películas de autor cuando se forman los ciclos de cine correspondientes. Sobre todo la afluencia de gente joven favorece el éxito en este tipo de eventos. No obstante, también hay conciertos de música indie o de cantautor en El Búho, local que predomina este estilo, así como algunas lecturas poéticas. Otro de los lugares en los que siempre hay eventos exclusivamente artísticos, sobre todo literarios, es el Ateneo de La Laguna. Se trata de un espacio en el que se fomenta la divulgación cultural a través de congresos y lecturas poéticas, teniendo un papel principal y constante en este sentido.

También hay otros sitios curiosos a los que se ha de ir si se tiene la oportunidad, es el caso del mercado, situado en la plaza del Cristo. Se puede encontrar productos frescos del día en muchos puestos de venta, y provenientes de diversas partes de la isla. También uno se puede hacer con una variedad muy amplia de flores y de artesanías que regalar como souvenir. A su vez, la misma plaza del Cristo se utiliza para multitudinarios conciertos cuando es posible, y ferias como las que hay cuando se llevan a cabo fiestas como la de La Noche en Blanco o la del Plenilunio. Otra zona de fiesta es la del Cuadrilátero, centro total en la que los estudiantes salen de bares y beben siempre que pueden. Es el lugar más conocido para este hábito en la ciudad de La Laguna. En conclusión, la ciudad posee numerosísimas cosas que hacer y a las que ir con amigos y la familia, teniendo la posibilidad de frecuentar lugares de importancia histórica o de disfrutar de conciertos y eventos culturales a pie de calle. También para aprovechar y conocer a través de paseos amenos todas las calles peatonales.

Comments

Deja un comentario